Home
 

Links

Donaciones

 
 
Los Besos

  La clave de un buen beso es la creatividad, que incluye probar nuevas ideas, y/o nuevas combinaciones de movimientos, situaciones y estados de ánimo. También influye la atención que se refiere a considerar los signos verbales y no-verbales de tu pareja.

¿Está entusiasmada? ¿Está alegre o triste? ¿Qué quiere hacer? ¿Está deseando hablar o quiere un encuentro romántico o lujurioso? ¿Qué movimientos encienden a tu pareja? ¿Cuáles no le gustan?. También influyen los estilos que se refieren a las alteraciones de los tipos de besos comunes.

Una de las técnicas más eficaces para que un beso sea bueno, es la "anticipación de la imaginación" sobre lo que seguirá. La lentitud puede levantar la tensión sexual y encender el clima del encuentro sexual. Cada fase tendrá que ser explorada totalmente antes de seguir. A veces, el simple acto de besar es suficiente.

A veces un beso es exactamente lo que una pareja quiere, algo fogoso, ardiente, romántico, y perfecto. Un error frecuente es que un beso debe seguir siempre un orden y estilo fijo. La rutina, que a veces puede resultar agradable, también puede ser mortal. Las rutinas a veces pueden disminuir la excitación, porque la otra persona ya sabe exactamente lo que vendrá luego. De esa manera, el flirteo con alguien nuevo siempre es excitante, porque no se sabe qué esperar. Por consiguiente, es necesario quebrar los modelos antiguos, que se han adquirido a través de diferentes tipos de besos.

             

    Formas de besar

  • Beso fugaz en los labios.
  • Beso fugaz y húmedo en los labios.
  • Beso en los labios con suspenso: Cuando la pareja está a punto de besarse
    y ninguno sabe quién besará primero.
  • Beso largo: Involucra el movimiento de la boca (abriendo y cerrando).
  • Beso largo, con el uso de la lengua: Imagina chupando en tu brazo, mientras,
    usas
    la lengua para succionar SUAVEMENTE la piel, y luego empujarla
    SUAVEMENTE hacia el brazo. Otra manera es imaginar que estás "amasando"
    el pan con la lengua. Los movimientos son mejores cuando el
    movimiento sea lento, sostenido y preciso.
  • Beso ensalivado: Esto es excelente para el cunnilingus. La saliva actúa como
    lubricación. Sin embargo, a menos que tu pareja lo pida explícitamente, evita el 
    beso baboso.
  • Beso húmedo de labios: Con tu lengua humedece a lo largo del contornos de sus labios. 
  • Beso chupado: Exactamente eso. Chupa en sus labios.
  • Beso del labio superior: Sólo besa la parte superior del labio. 
  • Beso del labio inferior: Sólo besa la parte más baja del labio. 
  • El beso con mordisco: Literalmente, mordisquea en sus labios, mejillas y orejas. 
  • Beso de succión de la lengua: Literalmente, chupa la lengua de tu pareja
    como si fuera un dedo.
  • Beso de los dientes: Mientras estás besando, mete tu lengua a lo largo de la
    boca de tu pareja. Explora la estructura de los dientes, siente cada diente
    (dentro de lo posible), uno por uno. Siguiendo cada línea y textura del diente.
  • Beso de la lengua juguetona: Use tu lengua para jugar con su lengua.
  • Beso de la boca exploradora: Usa tu lengua para explorar el resto de la boca de
    tu pareja. Siente como es el interior de los labios, de las mejillas, nota las
    diferentes texturas.

  • Tipos de besos
                

  • Beso en movimiento: Cambia las velocidades. Empieza lento y aumenta la
    velocidad suavemente. Después, vuelve a reducir la velocidad.
  • Beso chillón: Besa a tu pareja con fuertes y sonoros besos. 
  • Beso silencioso: Besa a tu pareja sin hacer ningún ruido - puedes practicar
  • cuando alguien esta cerca y no quieres ser oída. 
  • Beso del monito mayor: Besa a tu pareja de la manera exacta en que ella te
  • besa. Deja que tu pareja maneje los besos, tú sólo imita. 
  • Beso con ojos abiertos: Mantén el contacto visual mientras besas. 
  • Beso con ojos cerrados: Cierra los ojos e imagina cómo este beso te llevará 
    a un éxtasis inimaginable. 
  • El beso langüeteado: Mientras la estás besando, usa tu lengua para lamer su
    lengua, sus dientes, y la parte superior de su boca. Esta técnica es usada para 
    sentir lo que tu pareja siente. La boca de tu pareja debe quedar relativamente 
    seca después. 
  • Beso hablador: Se refiere a susurrarle cosas dulces a tu pareja mientras la besas
    en los labios. Entre cada beso o cada dos besos, comparte pensamientos sobre
    lo que te gusta, lo que te enciende, por ejemplo puedes hablarle del vestido que
    llevó anoche, de sus ojos, etc.
  • Beso del Ascensor: Besa furtivamente a tu pareja cuando vayan solas en el 
  • ascensor. 
  • Beso del pollo: Simplemente un beso rápido en los labios, donde tú, 
    literalmente, le das un picotazo a los labios de tu pareja.
  • Beso solitario: Simplemente un beso.


Lessbos Chile
Webmaster   <>   Calista
 
©  Dale en el ARCO Juana™  Todos los derechos reservados